Sierra de Gredos y valle del Jerte

Ya es abril y nosotros apenas este fin de semana hemos comenzado nuestra temporada motera. Es un inicio un poco tardío, pero entendible si le creemos a la noticia que dice que este mes de marzo ha sido el segundo más frío del siglo XXI.

El objetivo del fin de semana era ver los cerezos en flor en el valle del Jerte, y de hecho ahora solo están florecidos los de la parte baja del valle. Es una situación muy diferente a la vez anterior que visité la zona, cuando ya sólo estaba florecida la parte alta, entrando al valle por el puerto de Tornavacas.

Pero antes de llegar al Jerte había mucha ruta por hacer, y para cambiar un poco y deleitarnos con las vías secundarias, decidimos hacer el rodeo completo a la sierra de Gredos, el sábado por el norte, por Burgohondo y hasta El Barco de Ávila, y el domingo por el sur, por Arenas de San Pedro.

Cerezos-11

Toda la ruta de las AV-902, AV-903 y AV-942 es espectacular, y sobre todo ahora que la sierra está nevada pero la temperatura ya no es invernal. Es tanto que sólo en esta parte de la ruta la chica se hizo más de 200 fotos. Alabada sea la fotografía digital.

En el puerto de Tornavacas me llevé una pequeña sorpresa al no ver cerezos en flor desde allí, y por un momento estuve pensando que me había equivocado de fin de semana, pero unos 20 kilómetros más abajo ya estábamos en medio del espectáculo. Toda la ruta desde Cabezuela del Valle estaba en su apogeo, tanto de cerezos en flor como de coches en fila india.

Luego de unas dudas por lo que creo que son defectos de la señalización, nos enfilamos hacia Valdastillas, y allí hicimos la parada obligatoria para retratar cerezos y retratarnos entre cerezos, como buen turista que se respete.

Cerezos-19

Señor Google me había dicho que desde allí tenía que seguir unos cuantos atajos comarcales hasta llegar a Jaraíz de la Vera, pero de esto ya no queda evidencia en el reportaje porque después de 500 fotos, la chica se había fundido la batería de la cámara. Lección aprendida: conseguir batería extendida.

Finalmente, en la comarca de la Vera (Comar calavera…) resulta que también hay cerezos en flor, aunque en menor concentración. Pero bueno, aquí ya estábamos con la misión de encontrar el hotel que Booking nos había recomendado, en Guijo de Santa Bárbara.

Cerezos-43

Tanto el pueblito como el hotel/casa rural “Casa De La Abuela” resultaron ser unas joyas escondidas. La única decepción fue el clima lluvioso del domingo que no nos permitió disfrutar de todas las gargantas y fuentes hídricas que hay cerca del pueblo, pero nos lo dejamos apuntado para una futura ocasión.

Después de dos días y más de 500 kilómetros por carreteras secundarias, creo que podemos decir que seguimos siendo moteros, y que faltan muchas rutas más.

Deja un comentario