Mi posición sobre las motos eléctricas


Más de una vez me he encontrado con algún tema en algún foro motero donde se pregunta si pensaríamos en cambiarnos a motos eléctricas, y muchos colegas suelen responder que la idea no les cabe en la cabeza. Dicen que hay muchas sensaciones que se van a perder cuando pasen de conducir sus flamantes hierros de combustión a conducir un juguete de pilas. Es normal que se comente que el rugido y las vibraciones del motor son una gran parte del atractivo de las motos y que no les gustaría perder ese tipo de cosas.
Yo estoy de acuerdo, pero solo en parte. Me encanta sentir el ruido de mi motor y me gusta mucho sentir como vibra todo cuando le doy al gas, pero también sé que no es lo que más me gusta de mi moto. Lo que a mi más me gusta es la movilidad y el aire libre. Me divierte viajar, y me divierte mucho más si en vez de ir metido en una lata (coche) voy con todo el viento en la cara. Ya sé que con los coches se gana mucho en comodidad y en seguridad pero en la moto se gana en alegría. Esto los que tienen moto lo comprenden a la prefección y los que no, no lo van a entender hasta que tengan una.
Por otra parte, no me gusta descartar algo sin conocerlo primero. Pienso que las motos eléctricas seguramente nos terminarán dando otras sensaciones a las que también les encontraremos bastante gusto. Es algo así como que si hace 80 años tenías un caballo no pensarías en cambiarte a una moto por no perder la sensación de unidad con el animal y por el amor al toc-toc-toc que hacen las herraduras de los caballos al golpear el suelo. Igual el que hizo el cambio encontró todo lo que tenemos ahora, vió una cantidad de ventajas previamente insospechadas y nunca volvió atrás.
En resumen, lo que me gusta de las motos es independiente del modo de propulsión que tengan. Es por esto que estoy seguro que tarde o temprano tendré una moto eléctrica. Es más, estoy seguro que tarde o temprano no habrá más opción que tener vehículos eléctricos, o por lo menos eso es lo que parece con todo lo que se ha dicho de que el petróleo cada vez será más caro, hasta que llegue el punto en que no habrá más. El problema actual viene en conseguir una moto de estas que cumpla con mis demás requisitos tanto en estética como en prestaciones.

En este momento las motos eléctricas disponibles en el mercado son para gente que no es como yo. En otras palabras, no son para personas que quieren la moto para hacerse las vacaciones en ella, y menos para los que prefieren motos con diseños de corte clásico. Actualmente las motos eléctricas solo se consiguen tipo scooter, moto de campo o moto sport.
Que existan modelos tipo scooter y motos de campo me parece bastante lógico ya que en el momento la autonomía que tienen es bastante pobre y estas motos son las que menos necesitan de eso. Es porque la scooter es para moverse en la ciudad y la de campo es para salir de paseo por los matorrales de tu pueblo y en ninguno de los dos casos es demasiado limitante el hecho de no poder hacerse más de 60 km por carga. Que existan motos eléctricas tipo sport me cuesta bastante entenderlo ahora mismo ya que ni van tan rápido ni muy lejos. Debe ser simplemente para atraer por diseño.
Ya hemos dado con el verdadero problema: la autonomía. Con mi moto puedo recorrer más de 300 km por depósito, y rellenarlo no se tarda más de 10 minutos. El efecto es que la moto puede hacer más kilómetros al día que yo. Ahora no hay motos eléctricas capaces de hacer esto y por eso es que la gente como yo aún no las toma en serio. Seguramente es por esto mismo que actualmente no hay motos en el mercado diseñadas para nosotros. Sin embargo no quiere decir esto que la idea esté sin explorar, y de esto pienso hablar un poco en la próxima.
    • Artus, el agosto 31, 2011, a las 12:52 pm

    Amigo Condor, hoy por hoy no cambio yo abrir gas en tercera a bajas revoluciones y escuchar el sonido de mi motor y notar que parece que se te va a desmontar la moto a pedazos y de repente notar que las piezas encajan se estabilizan y la moto sale rugiendo… De aquí a 10 años no me veo yo haciendo la Ruta 66 en un bicho electrico, a no ser que pongan cargadores electricos en los cactus del Valle de la Muerte, jejeje…

  1. Tú eres el claro ejemplo de lo que comento en esta entrada. Sin embargo estoy convencido de que cuando nos montemos en una diseñada para nosotros le vamos a encontrar el gustillo. Lo que pasa es que aún falta que avance más esta tecnología.

  2. Lo de las motos electricas es como todo lo nuevo: primero genera rechazo, luego genera amor. De todas formas, creo que en un futuro todo va a ser electrico, no nos quedara otra!

    • Slow Rider, el septiembre 6, 2011, a las 9:13 pm

    Parece claro que nos harán pasar por el aro… A propósito de las motos sport eléctricas apuntar que el TT de la Isla de Man ya tiene su carrera de eléctricas y no veas como andan..140 km/h no está mal..
    V´ss
    Un link http://www.motorpasionmoto.com/superbikes/tt-de-la-isla-de-man-2009-ttxgp

    • marengo, el septiembre 15, 2011, a las 10:39 am

    Señores, yo tengo una Vectrix, la que lleva la batería de NiMH ni siquiera es de litio, y está limitada por software a 110 Km/h, con el motorcito que lleva podría impulsarme a más de 150 Km/h, con una aceleración que más de uno que quema gas no se lo cree, y es tecnología de hace más de 10 años. Poder acelerar, si ruidos ni humos ni vibraciones y oir todo, incluso los frenos, además al ralentí estas motos no gastan nada. Cuando las grandes marcas se decidan a investigar os aseguro que la autonomía de estas motos aumentará como la espuma, yo de momento he ahorrado mas de 700€ solo en gasolina.

    Un abrazo

Deja un comentario