Puebla de Sanabria 2011 – El turismo

Sanabria es una de esas comarcas de España que a mi seguramente no se me habría ocurrido ir a conocer, simplemente porque nunca había oído hablar de ella. Afortunadamente tengo a mis colegas moteros que siempre están planeando algo en este tipo de sitios que no suelen hacer parte de las rutas turísticas más populares, y es de agradecer porque sería muy triste perderme la oportunidad de ver cosas tan bonitas.
Esas cosas bonitas de las que hablo en esta ocasión son la zona alta, el lago y Puebla de Sanabria en sí. La zona alta de Sanabria es preciosa. No sé si fue por casualidad o si se había planeado así pero el hecho es que el espectáculo de pasar por esa zona en plena primavera es para no olvidar. Ver el verde de la grama combinado con los colores de las flores de la temporada es casi como estar mirando una pintura impresionista, o por lo menos eso me pareció a mí en el momento y es lo que recuerdo al ver fotos como esta:

En el camino entre la zona alta y la puebla queda el lago de Sanabria. El lago solamente lo vimos desde un mirador en la carretera, y en vez de irnos a alguna de sus playas nos fuimos a Ribadelago, donde paramos junto a la estatua que conmemora la tristemente célebre ruptura de la presa de Vega de Tera que se llevó más de medio pueblo y terminó con la vida de 144 personas el 9 de enero de 1959.
El domingo decidimos usar las horas antes de la comida para pasearnos por Puebla de Sanabria, especialmente para conocer su castillo. A diferencia de otras ocasiones, de este castillo tengo más información porque sí se pudo hacer la visita al interior e incluso hubo una introducción hecha por una persona que trabaja allí. Según lo que recuerdo, el castillo pertenecía a los condes de Benavente y se usaba para vigilar la frontera con Portugal. La construcción consiste de tres partes, que eran la torre de homenaje, que se conoce como El Macho, la casa del gobernador que ahora es el centro de recepción y la cárcel que ahora es un salón de exposiciones. No sé si será permanente pero en el salón tiene una exposición sobre la catástrofe de Ribadelago conmemorando los 50 años del hecho o sea que ya lleva por lo menos dos años así.

Debo decir que esta vez he quedado bastante satisfecho con las cosas que pudimos ver, y como casi siempre, tengo muchas ganas de volver a vistar esta zona que me ha dejado tan buena sensación. En cuanto a las fotos, para una próxima entrega las pongo todas 😉

2 comentarios

    • Artus, el mayo 18, 2011, a las 6:43 pm

    Pedazo de castillo me he perdido… Pero me pillaba un poco a desmano.

  1. Nos veremos en otro castillo alguna vez 😉

Deja un comentario